Obras realizadas por la Cárder impidieron que La Virginia se inundara el fin de semana

El jarillón hecho en la zona norte y la recuperación de la madre vieja, trabajos adelantados por la CARDER este año, evitaron una nueva inundación en La Virginia.

0
26

Durante el fin de semana que acaba de pasar, el río Cauca alcanzó una altura de 5,92 metros en su paso por La Virginia, lo cual puso en alerta roja a esta localidad. Sin embargo, apenas se presentó un pequeño rebose de agua en el sector de Alfonso López.
 
Años atrás, esta altura del río Cauca hubiera representado la inundación de un 60% del municipio, pero desde que se construyeron los jarillones la realidad cambió. No obstante, La Virginia sigue siendo vulnerable a temporadas de altas lluvias, como la que registra actualmente Colombia; por eso la CARDER realizó este año nuevas obras de mitigación de riesgo.

“El reforzamiento de este jarillón en la zona norte, que fue por donde se inundó La Virginia el año pasado por una avenida torrencial del río Risaralda, nos permite ver esto hoy: cerca de 10.000 metros cúbicos de agua que no entraron al municipio debido a que la obra lo ha impedido”, explicó el director general, Julio César Gómez Salazar, con las botas puestas en el lugar, durante una visita con un equipo técnico.
 
Posteriormente, el funcionario se trasladó a la zona de la madre vieja, donde la CARDER trabajó durante los últimos cuatro meses arduamente para recuperar su funcionalidad. “Aquí podemos ver que la gran cantidad de agua que no ha podido salir del municipio por la altura de los ríos está ingresando aquí; sin esta obra toda esta agua estaría ya en las calles y las casas de los virginianos”, explicó Gómez Salazar.
 
Así fue reconocido por los vecinos del sector y el propio alcalde municipal, José Villada. “La verdad es que tenemos un gran agradecimiento con la CARDER y todo nuestro reconocimiento al doctor Julio Gómez, esta obra de la madre vieja evitó una nueva inundación en el municipio”, puntualizó el burgomaestre.